Bizcocho de Maíz

  • Bizcocho

    Bizcocho

  • Bizcocho de Yogur

    Bizcocho de Yogur

  • Bizcocho de Chocolate

    Bizcocho de Chocolate

  • Bizcocho de Naranja

    Bizcocho de Naranja

  • Bizcocho de Nata

    Bizcocho de Nata

  • "Bizcocho de Maíz"

    Bizcocho de Maíz Vamos ahora con la preparación tradicional de un rico bizcocho de maíz, un bizcocho casero muy interesante que preparemos empleando harina de maíz, que le va a dar un sabor y color interesante a nuestro bizcocho. Te animamos a que lo prepares y compruebes lo rico que queda.
    • Estrella Completa
    • Estrella Completa
    • Estrella Completa
    • Estrella Completa
    • Estrella Media
    • 4.5/5
    • 104 votos

    Receta de Bizcocho de Maíz

    Este bizcocho de maíz es muy similar al tradicional, pero el toque de la harina de maíz le da un sabor distinto, aparte de tener un color especial que lo hacen muy llamativo.


    Ingredientes de Bizcocho de Maíz:

    - 300 gramos de harina de maíz
    - 100 gramos de harina de trigo
    - 300 gramos de azúcar
    - 250 gramos de mantequilla
    - 6 huevos grandes
    - Piel de un limón rallada


    Preparación de Bizcocho de Maíz:

    El maíz es un ingrediente muy empleado en la gastronomía internacional para hacer todo tipo de platos, gracias a sus propiedades nutritivas. Aunque no sea lo habitual, también se emplea en repostería para hacer bizcochos, como este que te vamos a proponer a continuación. Toma nota y anímate a prepararlo, seguro que te gusta el sabor y su textura.

    Empieza por encender el horno y ponerlo a precalentar a 200ºC, con el calor superior e inferior activados al mismo tiempo. Prepara también el molde que quieras emplear para hacer el bizcocho, engrasándolo con mantequilla y espolvoreando encima de la misma un poco de harina, así se creará una capa que evitará que se pegue le mismo tras su cocción. Y ahora nos ponemos manos a la obra con la masa para nuestro bizcocho.

    Empezaremos cogiendo un bol de buen tamaño, y en el mismo mezclaremos la mantequilla, que debe estar blandita, un poco derretida, y el azúcar, hasta obtener una masa cremosa y amarillenta. Ahora vamos a separar las claras de las yemas de los huevos, lo que podemos hacer empleando varios métodos, siendo el más sencillo bajo nuestro punto de vista el más tradicional, que consiste en echar un huevo en tu mano, colocar un cuenco debajo y abrir poco a poco los dedos para que la clara caiga en el recipiente y la yema se quede entre nuestros dedos.

    Una vez hayamos separado todas las yemas y claras y echarlas en recipientes diferentes, batiremos las yemas y las echamos sobre la mezcla anterior, y rallamos sobre ella la piel de un limón rallada, batiendo de nuevo para mezclarlo todo. Seguidamente montaremos las claras a punto de nieve, de forma que nos queden con buena textura y con el espesor adecuado, lo que conseguiremos mejor si empleamos una batidora con varillas, lo que facilita la tarea y nos hará conseguir una mejor textura.

    Mezclaremos las claras montadas con la mezcla anterior, pero esta vez lo haremos despacio, removiendo con suavidad, evitando así que las claras montadas se nos bajen. A esa masa resultante agregaremos ahora la mezcla de las dos harinas, pero tras haberlas tamizado bien previamente. Echaremos las mismas poco a poco, nunca de golpe, y batiendo siempre para que se vayan mezclando bien y sin formar grumos. Este paso es muy importante, así que hazlo con paciencia y de esta forma para conseguir la mejor masa para nuestro bizcocho.

    Vertemos esta mezcla final en el molde que engrasamos previamente y metemos el mismo en el horno unos 35 o 40 minutos a la misma temperatura que lo precalentamos. Cuando esté doradito por fuera, comprobaremos que el interior está también hecho por completo antes de sacarlo del horno, pinchando con un cuchillo y comprobando que el filo sale limpio y sin restos de masa. Una vez lo tengamos en ese punto lo vamos a sacar del horno y lo dejamos enfriar a temperatura ambiente unos minutos, después lo desmoldamos con cuidado y lo dejamos sobre una rejilla para enfriarlo por completo. Espera que esté bien frío para servir y comer este estupendo bizcocho de maíz, que esperamos que os guste tanto como a nosotros.

    Vota la receta


    Comentarios

      Deja un comentario

      Nota: Los comentarios de esta web reflejan las opiniones de sus propios autores, y no necesariamente reflejan la opinión de la misma. Para ayudar al mantener un ambiente cordial y amigable dentro de nuestra comunidad, abstenganse de escribir insultos, expresiones vulgares, etc.

      En esta web los comentarios son moderados antes de ser publicados

      Comentario enviado. Se publicará una vez moderado